Murió Lucio Urtubia, el último anarquista


El anarquista navarro Lucio Urtubia, en una visita a la Bodega la Riera de Barcelona en 2015.
El anarquista navarro Lucio Urtubia, en una visita a la Bodega la Riera de Barcelona en 2015. / ELISENDA PONS

Era albañil de profesión. Pero tuvo una vida de película: cometió atracos, se introdujo en el contrabando y puso contra las cuerdas al poderoso Citybank mediante la falsificación masiva de cheques de viaje. Discutió de estrategias con el ‘Che’ Guevara y ayudó a Eldridge Cleaver, el líder de los Panteras Negras. El histórico anarquista navarro Lucio Urtubia ha fallecido a los 89 años en París, ciudad a la que tuvo que exiliarse en 1954. Siempre decía que el dinero que recaudaba lo repartía para apoyar causas justas. Era anarquista, sí. Pero muy responsable. Que la tierra te sea leve.

Este sábado 18 de julio falleció en París, Francia, el legendario militante anarquista español Lucio Urtubia. Su vida fue llevada al cine, la literatura y la televisión. “Es un placer robar a los bancos”, decía.

Documental de la 2 sobre la vida de Lucio Urtubia

El director de teatro español, Albert Boadella, dice que Lucio Urtubia siempre fue “un Quijote que no luchó contra molinos de viento, sino contra gigantes de verdad”. Esos gigantes eran los bancos, que en realidad, estaban representados en uno solo: el sistema. Hasta el último día de su vida el nacido en Cascante (1931) se mostró en contra del sistema capitalista.

Lucio Urtubia Jiménez tenía un plan para desestabilizar el imperio que había construido Estados Unidos. En 1962, ya con Fidel Castro en el poder y con Ernesto el “Che” Guevara viajando por todo Europa en su rol de jefe del Banco Nacional de Cuba, Urtubia le expuso en París al guerrillero argentino su plan maestro: falsificar toneladas de dólares y distribuirlos por todo el mundo.

Urtubia consideraba que, con la danza de dólares fabricada a escondidas de la banca estadounidense, la moneda del imperio se empezaría a devaluar y con ella el imperio mismo. La idea era que Urtubia haría las planchas para falsificar los dólares y Cuba haría la producción y distribución. No había pierde, pensaba Lucio.

A la reunión con el Che el anarquista español llevó un par de dólares falsos para mostrar la calidad del producto. Guevara los guardó en su bolsillo y le dijo que estudiaría la propuesta. Meses después la negativa llegó desde La Habana. Guevara no veía claro el plan.

Lucio Urtubia en la reunión con el Che Guevara. Aquella vez el guerrillero argentino desestimó la idea que tenía Urtubia para llevar a la quiebra al sistema capitalista liderado por Estados Unidos.
Lucio Urtubia en la reunión con el Che Guevara. Aquella vez el guerrillero argentino desestimó la idea que tenía Urtubia para llevar a la quiebra al sistema capitalista liderado por Estados Unidos. / Archivo Particular

“Nosotros éramos unos chapuceros y hacíamos lo que podíamos, pero Cuba tenía la posibilidad de hacer lo que hacía los Estados Unidos y fabricar las toneladas que hubiera querido. El Che no me cayó bien. Como era argentino, se creía mejor, qué iba a creer en mí, un pobre diablo. Ahí se equivoca el Che”, dijo Lucio Urtubia en una entrevista con el periodista español Jordi Évole.

ElEspectador