La excepcionalidad penitenciaria de los presos independentistas llega al Parlamento de Galiza


El BNG registra una proposición no de ley para debate en pleno y una pregunta para respuesta oral en Comisión sobre la situación de estas personas encarceladas: aplicación de régimen FIES, aislamiento y dispersión.

Desde que una persona detenida en Galiza bajo la acusación de integración o colaboración con organización armada entra en prisión es objeto de aplicación por sistema, y así se evidencio a lo largo de todas estas décadas, de dos medidas punitivas a mayores de la derivada de la decisión judicial:  su clasificación como Fies y la dispersión. Realidades estas que familiares de presos, colectivos solidarios y organizaciones de defensa de los derechos humanos denuncian como una excepción penitenciaria aplicada a las y los presos condenados por móvil político . Una situación que  se concreta en estos meses en la situación en la que se encuentra Roberto Fialhega ‘Teto’, preso a 400 kilómetros de  su hogar y que acumula casi 4.000 horas de aislamiento absoluto, sin compañía alguna en el módulo de la cárcel y las únicas voces que puede escuchar son“las de los carceleros por el interfono”.

El BNG viene de registrar en el Parlamento una proposición no de ley y una pregunta para respuesta oral en Comisión en las que se interese y pregunta por la situación de este colectivo de presos. Los nacionalistas recuerdan que entidades como Amnistía Internacional alertaron en diferentes ocasiones sobre las “medidas excepcionales” aplicadas a personas que cumplen condenas por móvil político

Preocupación

“Observamos con preocupación la información que trasladan organizaciones nacionales e internacionales así como colectivos de familiares de personas presas sobre la arbitrariedad, la subjetividad y la ilegalidad en la aplicación del régimen penal así como la sistematización del aislamiento para personas presas galegas que cumplen condenas por móvil político”, se indica en la exposición de motivos de la propuesta.  “Entendemos que se están dando situaciones que atentan contra los derechos humanos y fundamentales y que corresponde, por lo tanto, que el Parlamento y el gobierno tome conocimiento y promueva actuaciones al respecto”.

“Francisco Jorquera [portavoz do BNG no Parlamento na anterior lexislatura] xa rexistrara iniciativas sobre política penitenciaria a respecto dos presos galegos”, comenta a deputada Noa Presas, responsábel das propostas rexistradas esta semana, incidindo en que non é unha novidade que o BNG pida o cumprimento dos dereitos humanos. A parlamentar ourensá entende que se deben de poñer sobre a mesa realidades como a da dispersión, que afecta non só ás persoas presas mais tamén a familias e amizades. “Galiza non ten competencia en política penitencia, mais o Parlamento e o goberno si que se poden pronunciar ou instar a actuar a este respecto”, afirma.

Na proposición non de lei presentada para o debate no pleno solicítase que o Parlamento inste ao goberno español  a evitar a aplicación sistemática do réxime pechado contra determinados colectivos de presos, como son os independentistas. No que respecta ás preguntas en comisión, inquiren o executivo galego sobre se pensa facer algunha demanda ao goberno central para “impedir a sistematización da dispersión penitenciara como un castigo adicional para o colectivo de presas políticas e a súa contorna familiar e persoal?”.

http://www.sermosgaliza.gal/articulo/social/excepcionalidade-penitenciaria-padecen-presos-independentistas-chega-ao-parlamento/20170310183809055624.html