Aragón: Los trabajadores de la limpieza urbana amenazan con la huelga


Si la empresa FCC no cede, no descartan movilizaciones durante el Pilar. Las divisiones del comité dificultan la negociación del convenio colectivo

Protesta de los trabajadores de fcc parques y jardines – Foto:CHUS MARCHADOR

Tres de los cinco sindicatos que forman el comité de empresa de FCC Limpiezas anunciaron ayer movilizaciones si las negociaciones del convenio colectivo con la concesionaria no se “desbloquean”. En el punto de mira están las fiestas del Pilar, una época en la que podrían iniciar un periodo de huelga. Fuentes internas de la negociación informaron que la división interna que existe entre el comité de empresa están dificultando las conversaciones.

Ayer, CCOO, UGT y Solidaridad Aragonesa (SA) se reunieron con el concejal de Servicios Públicos, Alberto Cubero, para trasladarles su preocupación por la situación de “bloqueo”, después de casi un año de negociaciones. Según explicó Cubero, la empresa se muestra reticente a realizar una revisión salarial de sus trabajadores a pesar de tener “un margen económico muy grande y que perfectamente puede compartir con la plantilla una parte de sus beneficios, máxime teniendo en cuenta los extraordinarios que tiene FCC en la prestación de este servicio”, explicó.

SENTENCIAS

El concejal recordó que, este año, el consistorio va a abonar 1,2 millones a FCC Limpieza en concepto de intereses por el retraso en los pagos “que tan habituales y lucrativos han sido hasta ahora para estas empresas, pues el interés comercial actualmente es del 8%, si bien ha llegado a estar incluso en el 11%”. Además, hay otra sentencia por el mismo concepto en la que FCC reclamaba el pago de 1.866.000 euros. En este caso, todavía no es firme. El ayuntamiento ha solicitado al Fondo Estatal de Liquidez un crédito de 33,7 millones para poder pagar sentencias, entre las que se encuentran las de la contrata de la limpieza de la ciudad.

Las negociaciones con FCC se están marcadas por la división interna que existe entre los miembros de los representantes. Por un lado, CCOO, UGT y SA quieren firmar un nuevo convenio que mejore el del 2008-2011. Por el otro, USO y CSIF quieren trabajar sobre el pacto que sustituyó al convenio. La empresa es partidaria de redactar un nuevo documento a partir de este pacto. Esta situación se produce en un momento en el que la limpieza de la ciudad está en entredicho, sobre todo, en los nuevos barrios.

El Periódico