Oviedo: Un grupo de extrema derecha «revienta» la manifestación contra la LOMCE


Los radicales se enfrentaron a un grupo perteneciente a la extrema izquierda. Uno de los participantes en la trifulca fue detenido por proferir insultos contra la Policía

Una manifestación contra las reválidas y por la derogación de la LOMCE, convocada para este jueves por el Sindicato de Estudiantes, ha acabado con una trifulca entre jóvenes radicales de la extrema izquierda y la extrema derecha en la Plaza de España de Oviedo ante la Consejería de Educación.

Según ha informado la Policía, unas «300 personas» participaban en la manifestación portando, entre otras, pancartas con lemas como «No a las reválidas franquistas», firmada por Sindicato de Estudiantes, y «Estudiantes unidos contra reválidas fascistas». Los manifestantes también enarbolaban banderas de la CNT, banderas anarquistas, asturianas (la bandera asturiana con una estrella comunista).

La Policía ha informado que sobre las 12.00 horas, y aprovechándose de que un grupo de jóvenes pertenecientes a la Extrema Izquierda se encontraban en la plaza para participar en la manifestación aparecieron un grupo de unos 20 jóvenes pertenecientes a la Extrema Derecha quienes portaban banderas de España, iniciándose una breve disputa y acometiéndose entre ellos.

La Unidad de Intervención Policial (UIP) ha procedido a separar a dichos grupos, «embolsando» a los jóvenes pertenecientes a la Extrema Derecha y llevándolos hacia la plaza de la Gesta donde fueron identificados por los agentes.

Del mismo modo, uno de los participantes en la manifestación, perteneciente a la Extrema Izquierda, profirió múltiples insultos contra los agentes, entre ellos «Puta Policía», y al no portar documentación se procedió a su traslado a dependencias policiales a efectos de su plena identificación.

Por este hecho unos 30 jóvenes, portando alguno de ellos bandera de la CNT plegada, se personaron ante las dependencias de la Jefatura Superior de Policía gritando consignas pidiendo la «libertad» del trasladado, el cual a los diez minutos, abandono las dependencias policiales tras ser plenamente identificado para su posterior propuesta de sanción.

La Voz de Asturias