Semana republicana marcada por el coronavirus


Desde el lunes 13 al domingo 19, multitud de organizaciones de todo el estado lanzarán sus reivindicaciones contra la monarquía y por “una república de trabajadores y trabajadoras de toda condición, respetuosa con los pueblos que la componen y  que no se deja amedrentar por los intereses del imperialismo” según se recoge en el manifiesto unitario del Espacio Republicano de Madrid (ERM) que agrupa a decenas de colectivos políticos y sociales unidos por su defensa de los valores republicanos.

Este año, sin embargo, la manifestación que suele marcar el momento álgido de estas acciones propagandísticas y que reunía a unas 10.000 personas alrededor de la enseña tricolor, no va a poder llevarse a cabo debido a las estrictas medidas de confinamiento decretadas con motivo de la expansión del tristemente famoso coronavirus por España.

En su lugar, se ha diseñado un calendario para la difusión masiva de material audiovisual por redes sociales, acompañada de la visibilización de banderas y música republicana desde los concurridos balcones y ventanas. “Ya que empezamos a conocernos en el vecindario a causa del confinamiento por el coronavirus, es el momento de sacar la bandera republicana y ejemplificar que estamos a favor de la reconquista de todos los derechos sociales que hace tiempo venimos perdiendo”, dice en una entrevista para el diario Público Willy González, miembro de la comisión permanente de la Federación de Republicanos.

La campaña no duda en señalar directamente el origen de la dramática situación que estamos sufriendo. Para los republicanos: “La aparición repentina e imprevista del coronavirus ha puesto sobre la mesa de forma brutal y meridiana la auténtica cara del sistema capitalista, un sistema que ha visto cómo su anunciada crisis económica de 2020 se profundiza y acelera a pasos agigantados por la situación de emergencia sanitaria demostrando, una vez más, que el capitalismo es incapaz de garantizar las mínimas condiciones de salud y vida para la población. (…) En España la situación es aún más grave. Los años de gobiernos monárquicos con políticas neoliberales que desmantelaron y privatizaron lo público y a empresas y sectores económicos estratégicos; recortaron los presupuestos a la sanidad, educación, investigación, cultura, etc.; solo buscaban el mayor beneficio para el gran capital a costa de la salud y bienestar de todos. Los hechos, tozudos, inapelables, nos lo demuestran a diario con total crudeza. Esas políticas, no se olvide, han sido llevadas por los gobiernos centrales y autonómicos del PP y del PSOE (principalmente, pero no los únicos) y el resto de las instituciones del Estado”.

Cabe señalar que esta iniciativa llega, precisamente, cuando la monarquía española se encuentra nuevamente en una precaria situación, debido a las vinculaciones de Juan Carlos y Felipe con oscuras maniobras económicas, relacionadas con la monarquía absoluta de la dictadura saudí y diversas (presuntas) amantes del rey emérito de España.

Todo ello hace finalizar el manifiesto unitario del ERM con rotundidad exclamando:

“¡Ni Corona, ni Virus, abajo la monarquía corrupta! ¡Viva la República!

Noticias Móstoles